telefono3 +34 633 810 053

¡Atención! Este sitio usa cookies y tecnologías similares. Si no cambia la configuración de su navegador, usted acepta su uso. Acepto

Hay ciertos libros que nos inspiran un cariño especial, sin ellos, nuestras explicaciones serían menos poéticas, más frías. No hablamos de la típica guía visual de viaje o de los libros que venden las tiendas de recuerdos, nos referimos a los clásicos.

Esos autores que nunca pasan de moda y que consiguen que te enamores de nuestra ciudad.

Animamos a tod@s aquell@s que planeen una estancia en Córdoba (de al menos día y medio) a que en la maleta metan entre otros:

- El imprescindible Córdoba de los Omeyas de Muñoz Molina, libro donde el viajero encontrará las descripciones más deliciosas que hasta ahora hemos leído sobre la ciudad y algunos de sus monumentos. ¡Y no pesa nada! "Córdoba no es una ciudad decadente, una de esas altivas ciudades, enfermas de pasado, en las que se vuelve irrespirable la vida. Cuando Abd al-Rahman el Inmigrado la conquistó e hizo de ella la capital de su reino tal vez pensó que se parecía a Damasco, y que su llanura y su río eran reflejo simétrico de aquella patria perdida a la que nunca podría volver. Al cabo de tantos siglos Córdoba mantiene la definitiva gallardía sin énfasis de una columna sola y vertical sobre la tierra estéril. El tiempo la gasta, pero no la derriba; ella misma está hecha de la sustancia del tiempo y de la materia de los sueños: alma del tiempo, espada del olvido, escribió don Luis de Góngora, que vino a morir a su ciudad y está enterrado en la mezquita", es una de las primeras reflexiones que aparecen en las primeras páginas de esta pseudo-oda a la época omeya.

cordoba ciudad de libro

- El Collar de la Paloma de Ibn Hazm, tratado sobre el AMOR escrito en el siglo XI que sorprenderá por su actualidad a más de un@. Recomendamos esta obra sobre todo a parejas, ya que aportará al viaje ese complemento romántico que en ocasiones nos hace falta. Infinidad de veces viajamos a lugares preciosos, pero si no somos el romanticismo personificado... Así, después de todo un día pateando la ciudad, nos podemos relajar -y conciliar con nuestra pareja- leyendo unos versos de Ibn Hazm sentados en el rincón de un bar tranquilo, en una terraza al sol, en la cama de la habitación del hotel, en el Hammam de la calle Cardenal González, en el césped al otro lado del Puente de Miraflores desde donde las vistas de la ciudad son maravillosas, o mejor aún, a los pies de la estatua dedicada al autor sita extramuros a la altura de la antigua Puerta de Sevilla.

"Por tí tengo celos hasta de que te alcance mi mirada, y temo que hasta el tacto de mi mano te disuelva".

- Cualquier poema de la omeya Wallada y su amado y amante Zaydun. Se pueden encontrar en internet claro está, o en alguna colección de poesía árabe. En uno de los poemas más conocidos ella exclama: "Por Alá, que no merezco otra cosa que la gloria, llevo mi cabeza bien alta y sigo con orgullo mi camino, doy gustosa a mi amante mi mejilla y ofrezco mis besos a quien yo elija". También existe una novela histórica sobre la figura de esta revolucionaria mujer escrita por otra mujer andaluza, Matilde Cabello, Wallada. La última luna.

El Monumento a los Enamorados ubicado en los jardines de los Santos Mártires está dedicado a esta pareja. ¡No dejéis de ir a verlo!

- Cuando viajamos no todo sale según las expectativas, para consolarse ante algún contratiempo: Séneca, sin dudarlo. Los textos sobre el sentido de la vida y lo mucho que malgastamos nuestro preciado tiempo son perfectos en caso de cualquier tipo de desastre. "Gran parte de la vida se nos pasa haciendo mal, la mayor parte no haciendo nada, y toda la vida haciendo otra cosa que lo debido". En la Puerta de Almodóvar os toparéis con una de las estatuas dedicadas a Séneca que se hallan distribuidas por la ciudad.

- Para filósof@s expert@s e interesad@s en el tema Religión vs. Razón es inevitable proponer alguna lectura de Maimónides o Averroes. En general, el discurso de Averroes nos resulta más sencillo, pero ambos pensadores -máximos exponentes de una importante corriente racionalista del siglo XII- son dignos de releer. ¿Sabíais que Averroes también fue todo un cocinillas y gran defensor del aceite de oliva, y que en internet podéis encontrar recetas suyas? Si no os apetece mucho cargar con sus obras, visitad La Torre de la Calahorra, fortaleza del siglo XIV que actualmente alberga el Museo Vivo de al-Andalus, en una de sus salas podréis aprender más sobre estos y otros filósofos que vivieron en Córdoba.

- Son muchos los amantes del toreo que se acercan hasta aquí. Para ell@s tenemos algo también, una biografía de Manolete muy interesante: Sol y sombra de Manolete, escrita por un cordobés experto en tauromaquia, Fernando González Viñas. El cementerio donde descansa el torero, el más antiguo de Córdoba, es una visita que solemos proponer a nuestros clientes, pues creemos que un campo santo revela mucho sobre el carácter y la cultura de un pueblo. Además está a tres pasos de la Puerta de Sevilla, su nombre: Cementerio de la Salud. Pasea por el encantador Barrio de San Basilio hasta llegar a la citada puerta y cruza la Avenida del Corregidor.

Hasta aquí nuestra pequeña reseña literaria. ¡Esperamos que os guste!

Plano Cordoba encordobate

Dirección de Contacto

enCórdobate, guías oficiales

Ronda de Isasa, 10

Portal 2, 1º1

14003 Córdoba (España)

Teléfono: +34 633 810 053

Email:info@encordobate.com

Conéctate

Logo Google Plus Google +

Logo Twitter Twitter

Logo Facebook Facebook